Date un capricho

Vestido Mango

Cuando pasas por una experiencia traumática, enfermedad, pérdida de un familiar o tras un conflicto interpersonal tu vida cambia, y tu manera de ver las cosas se transforma considerablemente. Las patologías de gravedad son más agresivas, porque puede que conlleven secuelas, y que las mismas sean temporales o directamente pasen a ser definitivas. La ventaja es que en esos casos, valoras más lo que tienes, las pequeñas cosas, disfrutas mucho más de la vida de lo que lo hacías antes.

Para los momentos de tristeza o desazón, sea la causa que sea, el mejor remedio que hay para levantar el ánimo es darse un capricho. Darse un capricho (a uno mismo) significa dedicarse un poco de tiempo y regalarse algo que a uno le guste, por pequeño que sea, y que con eso disfrutes y te llenes de felicidad, aunque sea durante un corto periodo de tiempo. Para algunos será comprarse un bolso (no hace falta que sea demasiado caro) o unos zapatos (hay que ver lo feliz que se siente una cuando estrena algo nuevo), pero para otros un corte radical de pelo o simplemente comerse un bombón de vez en cuando son remedios suficientes como para esbozar una sonrisa.

El capricho, para que tenga efecto, no tiene por qué costar dinero. Para los que somos tratados con Imatinib (Glivec) y nos provoca intolerancia al frío, disfrutar de un rayo de sol que caliente nuestros huesos ya es todo un tesoro. Para los que han estado mucho tiempo encamados por una enfermedad, transitar por la calle o volver a casa, dormir en tu cama, es lo más. Pero para mí, el mayor de los caprichos y uno de los más baratos, consiste simplemente en contemplar el mar, con su enorme extensión, y notar el reflejo del sol sobre él.


Para superar un trance en la vida tengo ejemplos cercanos que sobrevivieron al mismo retomando viejas aficiones. Coser, tocar un instrumento, estudiar una nueva carrera o formar tu propio grupo musical son terapias que les han ayudado con éxito a dejar atrás el pasado y comenzar una nueva vida. Volver a hacer deporte, renovar tu vestuario o hacer obra sociales, dedicando tiempo a los demás, es uno de los mejores remedios para iniciar una nueva etapa con mayor intensidad que la anterior.

Pero quererse, uno no debe de dejar de quererse nunca. Y para quererse, uno debe de darse, de vez en cuando un capricho. Así que navegando por internet, he visto algunos caprichos asequibles que pueden gustaros mucho, y que en momentos de bajos pueden ayudar a subiro la moral, y a la vez poneros a la última, y estar este verano ¡mucho más que guapas!

 

1 ) SACA ASA CREMALLERA de ZARA, Ref. 4805/304. Tamaño 27 x 40 x 15 cm. PVP: 49,95 €. De venta en tiendas ZARA y enwww.zara.com 2) Sandalias planas de charol de MANGO, color nude. REF. 23047560. PVP: 15,99 €. De venta en tiendas MANGO o en www.mango.com 3) Vestido estampado volantes de MANGO. REF. 23007539 PVP: 19,99 €. De venta en tiendas MANGO o en www.mango.com
 Saca Zara  Sandalia Mango  Vestido Mango

 

 4) Helado HÄAGEN-DAZS, sabor Pralines & Cream. Helado de vainilla con nueces de Pecán caramelizadas y remolinos de salsa de caramelo. De venta en centros de alimentación autorizados o en Heladerías HÄAGEN-DAZS.Tarrina de 500 ml. PVP: 6 € aprox. 5) Chocolatina CRUNCH de NESTLE. Tableta de chocolate con leche y arroz inflado. Tableta de 100 gr. PVP: 1 € aprox.
 Helado Hagen Dazs  Crunch

 

 

Si te ha gustado el artículo "Date un capricho" pincha en los iconos sociales que hay a continuación. Es la única forma que tenemos de saber que te ha gustado nuestro trabajo.
Emma G.
Sobre Emma G. (177 Articles)
Redactora de Mas Que Guapa

7 Trackbacks & Pingbacks

  1. Joyas: Pulsera One, la pulsera solidaria | Más Que Guapa
  2. Lo último en sandalias con tacón - Más Que Guapa
  3. Collar de abalorios de monedas, Boho chic - Más Que Guapa
  4. Pulsera de plata de la Virgen del Pilar | Más Que Guapa
  5. Vestido veraniego de gomas Oysho - Más Que Guapa
  6. Como combinar tu cazadora vaquera | Más Que Guapa
  7. Estilosa con tu gorro de lluvia - Más Que Guapa

Deja un comentario.